Talleres Risoterapia – Beneficios fisiologicos.

Publicado por admin en

Los cursos y talleres de risoterapia tienen un beneficio fisiológico de un gran espectro entre ellos los siguientes: EFECTO ANALGÉSICO: Es la generadora, por excelencia de endorfinas en el cerebro, una de cuyas funciones es disminuir la receptividad del organismo ante estímulos dolorosos.

• MEJORA LA CAPACIDAD RESPIRATORIA: El gran músculo llamado diafragma que separa las cavidades abdominal y pectoral y tiene una importante misión en la función respiratoria, se ve implicado activamente cuando reímos. Los pulmones mueven 12 litros de aire, en vez de los 6 habituales, por lo que mejora la respiración.

• MASAJE A LA COLUMNA VERTEBRAL: La columna vertebral y, sobre todo, las vértebras cervicales, donde por lo general se acumulan tensiones, se estiran. Además se estimula el bazo y se eliminan toxinas. Con este movimiento el diafragma origina un masaje interno del estómago, intestino, hígado y vesícula facilitando la digestión y ayuda a reducir los ácidos grasos y las sustancias tóxicas.

• EJERCICIO: En 20 segundos de carcajada sana se realiza la misma cantidad de ejercicio aeróbico que remando durante 3 minutos. Cada carcajada pone en marcha entre 100 y 400 músculos, incluidos algunos del estómago como el transverso abdominal que sólo se puede ejercitar con la risa.

• LA VISTA, EL OÍDO Y EL OLFATO SALEN BENEFICIADOS: Los ojos se llenan de lágrimas y ese baño lubricante agudiza la vista y nos ayuda a distinguir mejor los colores. La vibración que provoca la risa en la cara, nos limpia y despeja la nariz y los oídos, mejorando el olfato y la audición.

• OXIGENACIÓN: Al entrar el doble de aire en los pulmones la piel se oxigena más y eso hace que su aspecto sea más luminoso, lo cual desmiente la idea de que la risa provoca arrugas en el rostro, ya que lo tonifica. La oxigenación celular elimina el aspecto cansado y las ojeras y es, además, un método tonificante y antiarrugas ya que al reír se mueven 15 músculos de la cara.

• OTROS BENEFICIOS: La risa baja la hipertensión aumentando el riego sanguíneo, ya que al reírse relajan los músculos lisos de las arterias, con lo que se reduce la presión arterial. Crea una sana fatiga que elimina el insomnio. La risa relaja la musculatura esquelética de brazos y piernas, aumenta la frecuencia cardiaca y libera de sentimientos negativos como frustración e ira. Las personas que ríen con facilidad y acostumbran a estar de buen humor  sintetizan una mayor cantidad de inmunoglobulina A (I.G.A). Principalmente a nivel de mucosas (nariz, ojos y boca) y saliva, lo cual crea una importante barrera frente a infecciones sobre todo a nivel de vías respiratorias altas.

Paralelamente a este aumento de inmunoglobulinas, se observa también una disminución en los niveles de cortisol y esto activa a una sustancia que hace de intermediaria llamada “gamma interferón” que permite acelerar la actividad de una serie de células que están implicadas con las respuestas inmunes. Dichas células son los linfocitos T y B. De tal manera que al estar activado el sistema inmune hace que estemos preparados para poder hacer frente a determinadas infecciones y tumores y todo ello contribuye a que no enfermemos o a hacerlo con menor facilidad. Conoce más sobre la risoterapia


0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Consulta todo sobre Coaching